lunes, septiembre 27, 2004

Barcelona S.A.

Si hay una ciudad que sabe venderse, es Barcelona. Ayer cerró el enésimo invento de marketing de Barcelona S.A., el llamado 'Fórum de las Culturas'. Durante meses, más que un invento, fue un chiste: ¿Qué carajo es eso del Fórum? –Pues ni idea...–.
Oficialmente, el Fórum era una especie de cosa etérea dedicada a la sostenibilitat, la diversitat y el 'bon rollo' en general (gran Nick Platino...). Pero ¿qué era realmente el Fórum? Me temo que la definición es muy concisa. Incluso podríamos enmarcarla:
    El Fórum es un pelotazo urbanístico.
El 'evento' en sí ya cerró, con una cifra de visitantes muy por debajo de lo esperada (y qué esperaban, no era la Expo 92 o algo similar ni de lejos...) pero eso era lo de menos, era la excusa. ¿Qué había por allí? Tampoco era un 'atraco a mano armada'. Por 21 euros (15 para jóvenes, estudiantes, jubilados, etc.) uno podía visitar un tinglado ciertamente llamativo, toparse con alguna actuación curiosa, visitar alguna exposición con algo de interés, y ver algún espectáculo entretenido (a pesar de la maquiavélica coincidencia de horarios), más el ticket de regalo para una exposición temporal de los museos de Barcelona (por ejemplo, la interesante 'Guerra y Paz' del Museu Picasso, que fue mi elección). Por 15 euros, y en un día (tiempo suficiente para hartarte de Fórum) no se puede considerar como un 'atraco'. Eso sí, no merecía la pena la visita a Barcelona sólo para el Fórum. Y desde luego, todas esas mariconadas de sostenibilitat-de-la-morte y similares... en fin, parecía hasta una gracieta en un recinto patrocinado por grandes multinacionales como Coca-Cola, Toyota, Endesa, Telefónica, El Corte Inglés... no cabe duda, los impulsores de la sociedad justa, sostenible y chachipiruli del futuro.

Pero al grano, para los que no sean de Barcelona (yo no lo soy, pero tuve el placer de pasar en ella una semana este verano), nos pondremos en situación. El 'Fórum' se halla en el extremo de la mismísima avenida Diagonal (una 'callecita' de 11 km que surca Barcelona de extremo a extremo) y junto a Sant Adrià del Besós, y más concretamente, el barrio de la Mina. Una zona deprimida, degradada, marginal, que dio lugar a 'ilustres' de la delincuencia cañí como 'el Vaquilla'. Con la excusa del Fórum, se han creado en la zona exclusivos hoteles de 5 estrellas y se ha rehabilitado una zona del litoral barcelonés que acogerá un exlusivo puerto deportivo para yates y demás (una 'infraestructura' que a buen seguro 'agradecerán' los vecinos de la Mina). Ni qué decir tiene que los pisos (existentes y de nueva construcción) se han revalorizado enormemente, y dentro del montaje urbanístico, el desmantelamiento de la Mina a medio plazo parece irremediable. El pelotazo para las constructoras, inmobiliarias y demás ha sido escandaloso, en la línea de corrupción que se inauguró en este país en aquel glorioso 1992: la 'organización de eventos', que Barcelona conoce muy bien.

Decía que no merecía la pena visitar Barcelona por el Fórum, pero... ¿merece la pena visitar Barcelona? rotundamente sí. Para lo bueno y para lo malo. Barcelona es una gran ciudad, abierta, cosmopolita (pero tanto como cualquier otra gran ciudad europea, no nos tiremos el rollo equivocado), vital, alegre, mediterránea... y asequible: que cualquiera compare la tardea de orientarse con un plano de Madrid a hacerlo con uno de Barcelona ;). Es una ciudad que merece la pena visitar por sus múltiples atractivos y donde sin duda tiene que merecer la pena vivir: el bullicio tampoco llega a ser asfixiante. Desde el tenebroso barrio gótico hasta la modernidad de los nuevos rascacielos (incluyendo el falo inmenso que domina el horizonte barcelonés), la ciudad ofrece miles de rincones para descubrir.

Pero merece la pena salirse de las rutas marcadas en amarillo fosforito en los planos turísticos y adentrarse en la Barcelona 'de verdad'. En la ciudad cotidiana para más de un millón de almas, donde el pan de cada día sustituye a la 'diversitat' y la 'sostenibilitat'. Por ejemplo, el barrio de Gràcia, con sus calles estrechas y sus plazas tranquilas. Un barrio que apareció en los informativos hace unos meses por las batallas campales entre jóvenes, pero que tiene además otros muchos problemas, como el tráfico de drogas o una agitada 'movida nocturna' que al parecer es molesta para muchos vecinos. Luego está la policía barcelonesa, la inefable Guardia Urbana. Ilustremos con un ejemplo: una de la madrugada en una plaza del barrio, gente cenando y tomando bebidas en las terrazas y un payaso callejero que prepara sus bártulos (tan peligrosos como malabares y demás) para hacer su espectáculo callejero (eso sí, no patrocinado por el Fórum :S). Casi sin darle tiempo de empezar, un 'amable' guardia de 1,90 y unos 120 kg de peso se dirige al payaso, lo inmoviliza y le 'retira' de circulación. Abucheos de toda la gente contra la policía (unas copas más, y se habría armado la bronca) y ovación unánime cuando el payaso, decepcionado, saludaba al público con una mueca de 'otra vez será'. Dos personas (de unos 30 años) están tranquilamente en un banco, uno de ellos bebiendo una lata de cerveza, a escasos metros de las mesas de las terrazas. De nuevo el bigardo amenaza al 'criminal' con una multa si no depone su actitud. Hasta que la cerveza no acaba en la papelera, no está contento. Insisto, a 3 metros la gente bebiendo en las terrazas (pero claro, las terrazas pagan sus impuestos al ayuntamiento...). Se marcha la guardia, con la sirena de la grillera encencida ('respetando' el descanso de los vecinos) y acto seguido comienzan a llegar jóvenes con sus bebidas dispuestos a disfrutar de la 'diversitat'.

En fin, que Barcelona es una ciudad y a la vez muchas. Que merece la pena visitarla. Que merece la pena perderse en ella. Pero que nadie se crea que Barcelona es la misma Barcelona S.A. de la diversitat y la correción política / soplapollez de los Clos y compañía. Barcelona es mucho más.

-> Interesante enlace sobre el Forum: Barcel0na.com

escrito por Ignacio a 1:23 a. m.  ..  ver mensaje  ..  0 comentarios  ..  trackbacks  ..   .. 

tamaño de texto  [+|]  ..  compartir Technorati del.icio.us Meneame  .. volver arriba ^

 

jueves, septiembre 23, 2004

El barómetro de Bohr

Hace tiempo leí esta historia que hoy he recordado, y que merece la pena comentar aquí:

El físico Ernest Rutherford recibió en una ocasión la llamada de un colega profesor que le pedía consejo. Había preguntado en un examen: «Demuestre cómo es posible determinar la altura de un edificio con la ayuda de un barómetro». El estudiante había dado una respuesta objetivamente correcta, pero que no tenía nada que ver con la aplicación de los conocimientos de Física que se suponían (midiendo la diferencia de presiones entre el punto más bajo y más alto del edificio, se puede hallar la diferencia de alturas entre ambos puntos, es decir, la altura del edificio con una sencilla proporción).
El estudiante había respondido: «Lleva el barómetro a la azotea del edificio y átale una cuerda muy larga. Descuélgalo hasta la base del edificio, marca la cuerda y mide. La longitud de la cuerda será a igual a la longitud del edificio.» La respuesta, de puro sencilla, no puede ser más certera. Pero evidentemente, con ella no demostraba sus conocimientos sobre Física, que era lo que se pretendía evaluar.
Rutherford pensó en lo siguiente: Realizar de nuevo la pregunta al alumno con la condición de que al responder aplicara sus conocimientos de Física, en 6 minutos. El alumno estuvo 5 minutos sin escribir nada, pensando la respuesta, que anotó a toda prisa en el último minuto: «Toma el barómetro y lánzalo al suelo desde la azotea del edificio y calcula el tiempo de caída con un cronómetro. Después aplica la fórmula h = 0,5·g·t². Así obtendrás la altura del edificio.» De nuevo no obtuvo la respuesta esperada, aunque el alumno demostraba claramente sus conocimientos de Física.
A la salida del examen, Rutherford preguntó al alumno si realmente no conocía más respuestas físicas al problema. Después de enumerarle tres distintas (de nuevo ninguna de ellas era la 'teóricamente esperada') argumentó: «probablemente la mejor sea tomar el barómetro y golpear con él la puerta de la casa del portero. Cuando abre, le dices: "Señor portero, aquí tengo un bonito barómetro. Si usted me dice la altura de este edificio, se lo regalo.»
En este momento Rutherford, sorprendido, preguntó si no conocía un método 'más sencillo' para medir la altura de un edificio con un barómetro. Contestó que evidentemente lo conocía, pero que durante sus estudios le habían enseñado a pensar.


A lo largo de la Historia, no sólo (aunque especialmente) las ciencias han avanzado debido a inconformistas como este alumno, sino la filosofía, las artes y en general todos los campos de la actividad humana.
Sin mentes inquietas capaces de cuestionar los métodos establecidos, sería imposible pensar en el progreso de la Humanidad. Quienes son capaces de romper con 'lo de siempre' y buscar una alternativa, son muchas veces tachados de locos (o herejes) y perseguidos. No hace falta hacer una lista de todos los científicos y pensadores perseguidos por la Inquisición, ridiculizados por sus contemporáneos, ignorados durante siglos... hasta que la evidencia acababa por confirmar sus teorías.
Así que en fin, supongo que todos debemos aplicarnos un poco el cuento y no conformarnos siempre con la 'respuesta sencilla' ante los problemas que nos plantea la vida. A lo mejor así conseguimos hacerla un poco más entretenida ;)
Por cierto, el estudiante de la historia (que es real) se llamaba Niels Bohr. Fue premio Nobel de Física en 1922 y ha pasado a la historia de las ciencias por proponer su modelo de átomos con un núcleo de protones y neutrones en torno al cual orbitan electrones.

escrito por Ignacio a 1:08 a. m.  ..  ver mensaje  ..  4 comentarios  ..  trackbacks  ..   .. 

tamaño de texto  [+|]  ..  compartir Technorati del.icio.us Meneame  .. volver arriba ^

 

sábado, septiembre 18, 2004

Mar adentro, mar adentro...

Mar adentro, mar adentro y en la ingravidez del fondo donde se cumplen los sueños, se juntan dos voluntades para cumplir un deseo.
Un beso enciende la vida con un relámpago y un trueno, y en una metamorfosis mi cuerpo no es ya mi cuerpo; es como penetrar al centro del universo:
El abrazo más pueril, y el más puro de los besos, hasta vernos reducidos en un único deseo:
Tu mirada y mi mirada como un eco repitiendo, sin palabras: más adentro, más adentro, hasta el más allá del todo por la sangre y por los huesos.
Pero me despierto siempre y siempre quiero estar muerto para seguir con mi boca enredada en tus cabellos.


Versos de Ramón Sampedro, en cuya historia real está basada la película Mar Adentro de Alejandro Amenábar. Hoy por hoy cualquiera conoce la historia de este gallego postrado en una cama durante casi 30 años y con un único deseo: morir, para poder ser libre.
Javier Bardem se mete (literalmente) en la piel de Ramón en una de las mejores interpretaciones de la historia del cine español (y no, no es ninguna exageración).
 
Un Ramón que no juzga a nadie, que no quiere hablar en nombre de nadie, y que no quiere que su actitud sirva de precedente ni excusa para nadie. No habla como tetrapléjico, ni como discapacitado, ni como un hombre atormentado por el sufrimiento. Simplemente es él, Ramón Sampedro, y sólo quiere que se respete su libertad, incluso para morir. Y a pesar del fracaso a la hora de que el estado y la sociedad reconozcan su derecho a morir, finalmente lo consigue, en un proceso cuidadosamente "dividido en pequeñas porciones que en sí mismas no constituyen ningún delito", como el propio Ramón narra en el vídeo de su propia muerte (que es real y ha sido reproducido literalmente en la película por el álter ego de Ramón).
 
En la película, Sampedro-Bardem aparece rodeado de multitud de personajes, inspirados directamente en los personajes del entorno real de Ramón, pero con las imprescindibles licencias dramáticas (no se trata, al fin y al cabo, de un documental). Destacan las dos mujeres que cambiaron los últimos meses de la vida de Ramón: la abogada Julia (interpretada por Belén Rueda), y Rosa (interpretada por Lola Dueñas e inspirada en Ramona Maneiro), una mujer que siente un buen día la necesidad de transmitirle a Ramón sus ganas de vivir, y cautivada por él, acaba ayudándole a cumplir su voluntad rompiendo la atadura de Ramón con su casa familiar, en la que lleva viviendo casi 30 años al cuidado de su hermano mayor, su cuñada, su sobrino y su padre ya anciano ('Sólo hay algo peor que se te muera un hijo: que quiera morirse', dice en una escena de la película).

Mar Adentro es una película emotiva, evocadora y cargada de sentimientos. Una película que llega directa al corazón. Además es una película magníficamente realizada (fotografía, sonido, música, montaje... todo espléndido) y magníficamente interpretada. Es inmediata la empatía con Sampedro-Bardem y con quienes le rodean: la abogada aquejada de una enfermedad degenerativa que quiere ayudarle, la madre soltera de dos hijos que se queda en paro y quiere seguir transmitiendo a Ramón sus ganas de vivir, la cuñada que se desvela por atenderle, el hermano mayor que ha sacrificado su vida para estar cerca de Ramón y que se enfrenta a su deseo de ser ayudado a morir, el sobrino que se manjea con una naturalidad sorprendente con Ramón (que siempre había estado ahí desde que nació), etc.
Mar Adentro no es una película triste. Al contrario, la película queda contagiada por la ironía y el humor de Ramón ("llorar riendo"), que llenan la sala de carcajadas en más de una ocasión. Tampoco es una película sobre la eutanasia, como dicen algunos voceros del búnker católico (sin haberla visto, eso sí). Es una película sobre Ramón Sampedro, un hombre (paradójicamente) lleno de vida que no se resignaba a ser una cabeza pegada a un cuerpo inerte.
Imprescindible.

escrito por Ignacio a 3:47 p. m.  ..  ver mensaje  ..  1 comentarios  ..  trackbacks  ..   .. 

tamaño de texto  [+|]  ..  compartir Technorati del.icio.us Meneame  .. volver arriba ^

 

martes, septiembre 14, 2004

Enhorabuena, internautas

Ya ha salido a la luz la esperada versión 1.0 (Preview Release) del navegador Mozilla Firefox. Para los 'iniciados' se trata sin duda de una gran noticia, el proyecto Mozilla sigue avanzando, y el navegador Firefox continúa mejorando.
Para los no iniciados, ¿qué diablos es Firefox? Pues es un navegador de Internet. Y ¿por qué usarlo si yo ya tengo el Microsoft Explorer y me funciona? Jejeje... buena pregunta, a la que intentaré responder.

1) Para empezar, Firefox ocupa tan sólo 4.5 MB, no pierdes nada por descargarlo y probarlo.

2) Firefox es seguro. Algo de lo que no puede presumir el Explorer. ¿Cuántas veces habéis visitado 'determinadas' webs y os aparecen iconos en el escritorio, se os cambia la página de inicio...? este tipo de cosas no suceden en Firefox, ya que no carga controles ActiveX (potencialmente peligrosos). Además, para los programadores de virus es mucho más fácil aprovechar alguno de los mil y un agujeros de seguridad del Explorer que tratar de reventar un navegador seguro como Firefox.

3) Firefox bloquea de forma automática los 'pop-ups', esas ventanitas publicitarias que se abren sin que nadie lo pida. Por supuesto con la opción de cancelar el bloqueo para determinados sitios donde sí nos interese verlos.

4) Firefox tiene el sistema de 'tabbed browsing': permite abrir múltiples páginas en una sóla ventana del navegador, sin llenar de broza el escritorio, y desplazarse de una a otra cómodamente. Además tiene una interfaz personalizable por medio de temas, y otras comodidades como una barra integrada de búsqueda en Google.

5) Firefox funciona de forma intuitiva, cualquier usuario acostumbrado a Explorer puede pasarse a Firefox sin traumas, y acceder de forma sencilla a los Favoritos, el Historial, las opciones de configuración, etc.

6) Firefox es gratis y además no es comercial. Es decir, se trata de un proyecto de 'Open Source' (código abierto) en el que trabajan programadores de todo el mundo sin ánimo de lucro. Usar Firefox es contribuir al desarrollo de proyectos altruistas como es éste.

7) En definitiva, Firefox es un navegador hecho pensando en los usuarios, y no en los intereses comerciales de ninguna empresa.


Si todavía no he logrado convencerte, puede que la gente de Browse Happy te convenza. Se han encargado de recopilar las historias de usuarios arruinados por el Explorer (por su lentitud, su inseguridad, su fealdad, su incompatibilidad con reconocidos estándares, y para qué seguir) que han alcanzado la felicidad en sus horas de ciber-adicción gracias sobre todo a Firefox. De verdad, es mucho mejor que Explorer.

Enlaces:
-> Proyecto Mozilla
-> Mozilla Firefox
-> Browse Happy

escrito por Ignacio a 10:05 p. m.  ..  ver mensaje  ..  1 comentarios  ..  trackbacks  ..   .. 

tamaño de texto  [+|]  ..  compartir Technorati del.icio.us Meneame  .. volver arriba ^

 

jueves, septiembre 09, 2004

Paréntesis festivo

¿Que por qué últimamente no se escribe nada de nada por aquí? Sí amigos, las Fiestas de Valladolid. Desde la noche del jueves 2 hasta la del domingo 12, no perdono ni una. Recordarán algunos que hasta hace 4 años las fiestas de Valladolid se celebraban la semana de san Mateo (21 de septiembre) y que fueron retrasadas a la semana de la Virgen de San Lorenzo (8 de septiembre) por diversas presiones (alcalde, hosteleros y otra simpática gente). La verdad es que sí, hace mucho mejor tiempo (la semana de San Mateo es lluvia garantizada), que los niños no han empezado el 'cole' y que los bares pueden sacar sus casetas a la calle para embolsarse unos cuantos fajos de euros al día. Pero a los estudiantes jóvenes con exámenes en septiembre les han hecho la del pulpo. Ahí están mis compañeros de clase dale que te pego a interesantísimas materias como la torre de protocolos TCP/IP o la holomorfía de funciones complejas mientras los demás aprovechamos (y garantizo que al máximo) la única semana del año en la que se puede beber tranquilamente por la calle.

Propuesta: Organizar unas fiestas paralelas de estudiantes la semana de San Mateo, después de exámenes y antes de que haya comenzado el curso universitario.

Luego están mis amigos el alcalde (pulsad el enlace para ver que guapo) y un sector de los vecinos del centro (ídem). Pues resulta que estos señores dicen que no tienen por qué aguantar el bullicio de las fiestas, que tienen derecho divino a descansar, que vaya juventud la de hoy en día y que, en definitiva, es un crimen no dejarles dormir con tanto ruido infernal, que tienen que ir al psicólogo de tanto estrés, que el médico les ha diagnosticado insomnio y que, joder, así no se puede vivir, mira mi señora madre lo histérica que se pone con tanto tragabirra en el portal. Resultado: los vecinos del centro se quejan. El alcalde sabe que se juega su puesto, porque quien vota masivamente a la derecha es la gente del centro... y así, las verbenas organizadas por las peñas acaban... ¡a las 2 de la mañana! (antes lo hacían a las 3, y ya nos quedábamos con ganas de más...) En fin, qué sería de los Sanfermines si los vecinos del centro de Pamplona fuesen como estos queridos paisanos míos, y encima tuviesen un alcalde de la derechona dispuesto a complacer a sus electores y de paso, joder un poquito a toda esa juventud que le llama facha a la cara.
¿Qué tengo que decir a esto? Está claro que aguantar el ruido de las fiestas tiene que ser un coñazo (para muchos, un coñazo insufrible)... pero, señores vecinos del centro... ¡no se puede tener todo! Vivir en el centro tiene muchísimas ventajas. Sólo hay que ver lo que cuesta la vivienda en el centro y comparar con lo que cuesta en cualquier barrio de la ciudad (y hablo de barrios, no de urbanizaciones residenciales). Las calles más limpias, mejor pavimentadas, con farolas mucho más elegantes (¡dónde va a parar!), más policía, más autobuses, más cerca de todo... y sin graves problemas como el narcotráfico (Pajarillos), ausencia de guarderías públicas (Rondilla), bloques de viviendas que se caen a cachos (Delicias), etc., etc. Cámbiese usted, señor/a vecino del centro, tan sólo una semana, con un vecino de Pajarillos. Seguro que después de la experiencia no le importará soportar una semana de ruido al año. Porque esa es otra: las fiestas son... ¡9 noches! Las ventajas de vivir en el centro duran todos los 365 días del año.

escrito por Ignacio a 7:05 p. m.  ..  ver mensaje  ..  0 comentarios  ..  trackbacks  ..   .. 

tamaño de texto  [+|]  ..  compartir Technorati del.icio.us Meneame  .. volver arriba ^

 

domingo, septiembre 05, 2004

Izquierdas, derechas, arriba y abajo

He encontrado en el blog de David Grajal un simulador muy interesante, que clasifica la posición política de cada uno, no en función del clásico esquema lineal de izquierda/derecha, sino según dos coordenadas: la económica (izquierda-colectivista / derecha-neoliberalista) y la social (autoritaria-fascista / libertaria-anarquista), quedando cuatro cuadrantes: izquierda autoritaria (Stalin, Saddam Hussein), izquierda libertaria (Mandela, Gandhi), derecha autoritaria (el cuadrante más lleno: desde Thatcher a Hitler pasando por Pinochet, Bush o Sharon. Incluso Blair y Schroeder aparecen en este cuadrante aunque pegados al centro) y por último, derecha libertaria (nadie reseñable...).

Cualquiera puede hacer el test y averiguar su posición.
¿La mía...? Por si alguien tenía dudas, izquierda libertaria (concretamente -7.5 -5.79, por tanto tirando bastante al comunismo y también, aunque menos, al anarquismo). Es decir, en la misma línea ideológica que George Orwell, Noam Chomsky, Ralph Nader y hasta Michael Moore (aunque evidentemente en diferentes grados). Nada extraño, en definitiva, para alguien convencido de que el patriotismo es esencialmente estúpido, los ejércitos inservibles y el mundo... muy mal repartido.

escrito por Ignacio a 1:39 p. m.  ..  ver mensaje  ..  0 comentarios  ..  trackbacks  ..   .. 

tamaño de texto  [+|]  ..  compartir Technorati del.icio.us Meneame  .. volver arriba ^

 

jueves, septiembre 02, 2004

Los nuevos justicieros

Se masca un nuevo éxito cinematográfico de Trey Parker y Matt Stone (los creadores de South Park). Ni mas ni menos que el Equipo América ('Team America') con la misión de 'devolver la L a la palabra Libertad' ('putting the F back in Freedom').
El Equipo América es una fuerza policial destinada a mantener el orden en todo el globo que se enfrenta a un dictador que vende armas de destrucción masiva a terroristas (¿os suena de algo todo esto?). Para infiltrarse en la organización terrorista reclutan a un actor de Broadway. Y según la campaña de promoción, desde Susan Sarandon a George W. Bush pasando por Michael Moore y el dictador norcoreano Kim Jong Il se volverán locos viendo esta película.

Desde la página web de la película (en formato Flash y en inglés) podéis ir conociendo más cosillas de esta prometedora película. En la web no faltan los trailers, para ir abriendo boca...

Por cierto, agradezco a Juan que me haya informado de esto (es mi agencia informativa en materia audiovisual). Para los interesados en el mundo audiovisual, tenéis su blog dedicado a estas cuestiones.

escrito por Ignacio a 1:45 a. m.  ..  ver mensaje  ..  0 comentarios  ..  trackbacks  ..   .. 

tamaño de texto  [+|]  ..  compartir Technorati del.icio.us Meneame  .. volver arriba ^

Blog de Ignacio M. P. aka ERLIK   (cc)  (correo-e)
Cambia el tamaño de texto con las teclas + y - del teclado.

  contador Nedstat Basic - Web site estadísticas gratuito
El contador para sitios web particulares